Pequeñas reseñas de la cosecha 2010

Sin muchas vueltas, comentarios sobre algunos de los discos que salieron este año:

Spoon – Transference
Leí en una nota que la mitad de las canciones de este disco son demos originales para el disco, y prefirieron dejarlas así (a lo Nebraska de Bruce Springsteen, pero con más instrumentos). El efecto queda muy bien, y las canciones en general son bastante austeras. Es un disco quizás un poco auto-consciente de más, es tosco a propósito, los temas terminan abruptamente, etc. Pero son Spoon. En mi opinión, una de las pocas bandas que siguen haciendo rock bajo unos lineamientos muy anticuados, anclados en los 60s y 70s, sin ser retro. Y por eso son lo más.

Xiu Xiu – Dear God, I Hate Myself
Una sorpresa. Detrás de este nombre tan.. insoportable se encuentra el disco más accesible de la banda de Jamie Stewart. ¡Es pop! ¡Tiene melodías pegadizas! ¡Sobre Muerte! ¡Anorexia! ¡Agonía! !Sordidez! Se extraña la presencia genial de Carallee Mc Elroy (uno de los puentes fuertes de la banda), pero igual el disco está muy muy bien.

The Magnetic Fields – Realism
A primera escucha este disco fue un gran Meh. No por que sea malo. Más bien es que era difícil conectar con él. ¿Muy plano en estilos? ¿Demasiado música tradicional quizás? Pero a tercera y cuarta escucha está resultando ser un disco muy lindo con otro puñado de buenas canciones de nuestro petiso gay favorito.

Hot Chip – One Life Stand
Nunca les di mucha bola a los Hot Chip. Lo poco que escuche me pareció correcto y nada más. Pero cuando leí en una reseña que el nuevo disco agarraba mucho de los 80s mas popperos (léase, Erasure y Pet Shop Boys) me lo tuve que bajar. ¡Y la verdad que es un disco del carajo! «Thieves in the Night», y el tema que da nombre al disco son terribles hits, y también esta «I Feel Better», con ritmo reggaeton, cuerdas y voces con pitch quantize, todo usado sin el menor dejo de ironía. Grandes los ñoños.

Four Tet – There Is Love In You
Es divertido el caso de Four Tet, siendo conocido en sus comienzos como un músico «de la B» de la escena IDM internacional, su música terminó envejeciendo mucho menos que la de sus compañeros como Aphex Twin o Squarepusher. Lo de él es algo mucho más orgánico, jovial, y muy poco presuntuoso. Escuchando su último disco, da la sensación de que es una persona saludable y en armonía. Me llamo mucho la atención el beat de «Love Cry», super adictivo y repetitivo, y que por casi la mitad de sus 9 minutos esta solo mínimamente acompañado de algunos drones y ruiditos, y nunca llega a aburrir. Classy.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.