Hybrid es por un lado un juego de rol genérico y por otro lado la cosa más rara e inexplicable que apareció en internet después de Timecube. El juego está creado por un anónimo conocido como Matthew/C++ y tiene 552 reglas hasta la próxima vez que a su creador se le ocurra agregarle otra más. El sistema de reglas pretende comprender absolutamente todas las posibilidades del mundo real, principalmente a través de complejas operaciones matemáticas.

Obviamente todo esto convierte al juego en completamente injugable. Aprender a usar bien una sola regla de este juego es más difícil que aprender a jugar otros juegos enteros. No creo que exista siquiera alguien dispuesto a tomarse la molestía de leer toda esa maraña ininteligible. Alguien por ahí lo definió como “tan jugable como la ruleta rusa después que perdiste la primera vez”.

Al igual que Timecube, nadie sabe si tomárselo en serio o no. Podría ser la obra de un esquizofrénico o de alguien que cree haber encontrado una “teoría del todo” y la está explicando de esta forma o simplemente un fraude, un gran chiste desproporcionado y Matthew/C++ escribió todo eso tongue-in-cheek. Ninguna de esas posibilidades hacen al artefacto menos fascinante. Ya ha habido casos de juegos de rol injugables y que parecían escritos o en broma o por esquizofrénicos (como el legendario F.A.T.A.L.) y de delirios inclasificables en internet (el ya mencionado Timecube), pero este es aún mejor, este combina lo peor (o lo mejor) de cada uno. Pretende explicar todo el universo en un conjunto virtualmente infinito de reglas y además pretende que eso sea un juego de rol superior y jugable.

Me encanta la casi borgeana idea de un tipo que invierta toda su vida en expresar reglas para todo lo posible, y que como el conjunto de cosas a explicar es infinito, el conjunto de reglas también debería serlo y tomaría una cantidad de tiempo infinito llevar a cabo dicha tarea. El juego al que se aspira como resultado sería una explicación del universo en su totalidad, un mapa de la mente de Dios, y jugarlo sería ser un Demiurgo uno mismo. Igualmente fascinante es la idea de que aún si lograrlo fuera posible y este tal Matthew lo lograra igual nadie se tomaría el trabajo de leerlo. El secreto del universo podría estar ahora mismo en esa página que nadie se enteraría. Me imagino en un futuro lejano en el que el ciberespacio sea tan grande y antiguo que ciberarqueólogos encuentren esto y les resulte un misterio parecido al manuscrito Voynich. Eso duraría, claro, hasta que lo busquen en wikipedia, que para esa altura sí va a contener todo el conocimiento universal (o sea, va a ser apenas un poquito más grande que ahora). Cuanto menos divertido sería todo sin trastornados que hicieran cosas como esta. Thank God for mental illness.


“Conferencia” de “Google” Web “Trends”

Acabo de volver de la supuesta Conferencia ‘Google Web Trends‘ y hace mucho, mucho tiempo que no estaba tan indignado.

En la Conferencia iban a hablar dos Seniors Managers de Google, a hablar de AdSense, AdWords y otros “Emprendedores” iban a hablar acerca de las tendencias en la Web.
Fui porque bueno, es Google, Google es bueno y hacen las cosas más que bien, y tenia un cierto miedo a arrepentirme de que sea algo realmente interesante luego de no haber ido. Tenía igual un cierto miedo a que sea una montaña de lugares comunes, y que me entere básicamente de lo mismo que te podes enterar leyendo un puñado de blogs y estar un poco interesado en lo que ocurre en la web.

Pero no. Fue muchísimo peor.

La conferencia empezó con 20 minutos de atraso, con una pantalla gigante donde se veía el explorador de Windows y errores que saltaban. Classy. Esto ya me impactó por lo horriblemente desprolijo que era. Es común ver esto en alguna conferencia común y moliente (o por lo menos, me gustaba suponerlo) pero no en una conferencia de Google. Pero claro, ahi esta mi enorme error. Esto no era una conferencia de Google, sino una conferencia con gente de Google, organizada por una empresa llamada In Company – y lo pongo así para que Google justamente lo pueda indexar y darle prioridad, así cuando la gente busque In Company, o InCompany, por suerte aparezca este post por algún lado.
Luego de la demora los dos individuos de la mencionada empresa se pusieron a hablar, y uno de ellos, apenas vociferó unas palabras, me hizo perder toda confianza absoluta en la conferencia. Luego de que terminó de hablar, perdí incluso un poco de esperanza en toda la Humanidad.
El joven emprendedor digamos que estaba muuuuy entusiasmado (en el plan emocionado”tome toneladas de cocaína y café antes de esto”) y se mando toda la mayor cantidad de horrores en discursos posibles mientras introducía a su empresa, incluyendo joyas como:

namedroppeara diestra y siniestra a dirigentes de todo tipo de empresas como si fueran amigos de toda la vida.
– Usar la palabra “Emprendedores” unas 3098 veces
– Mostrando un plan larguísimo y aburridísimo con los planes futuros de la empresa incluyendo “viaje a tokyo” y “viaje a new york”
– Incluyendo una LISTA DE GASTOS (Dios mio!!!) donde mostraban que habían gastado menos de 9.000 pesos en la duración de la empresa (Claaaaro mijito, porque no es cuestión de plata.. es cuestión de CONTACTOS!)
– “Porque nosotros, lo que hacemos es, onda, te gustaría tener el cerebro de albert anstein, patear como maradona – o como pelé, ¡Que sabemos que tenemos gente de Brasil que vino para acá! – o correr como Schumacher? Bueno, eso es lo que nosotros hacemos.”
– “Estábamos decidiendo acerca de como encarar algunos problemas mientras descansabamos los dos en Punta del Este.. y le pregunté a mi amigo Federico, “Si querés conseguirte un porsche, así nomas, ¿como harías?..”
– “..Porque mi compañero.. mi compañero… POR FAVOR UN APLAUSO PARA FEDERICO POR FAVOR QUE ES UN GRAN EMPRENDEDOR!!” (aplausos del público) (en este momento me vino una pequeña arcada)
– “Y solo quiero agradecerle a ____, que me enseño los 7 pasos para ser un Emprendedor efectivo”
– “Porque recuerden, muchachos, que en Uruguay, en Uruguay se puede

Todos estos fragmentos estaban mezclados en una charla insoportable acerca de lo fabulosa que era su empresa, de como habían logrado, esto, bla bla bla, tomando en cuenta a todo el público como Grandes Emprendedores que quieren Llenarse de Guita y Comprarse Muchos Porsches. Junto con la charla había una presentación en Power Point mal sincronizada de la cual ellos no tenían control lo cual dio a situaciones vergonzosas y muy poco serias.
Después de que se fue este aborto de la naturaleza, pensé “bueno, esto es la introducción, tal vez el resto de la conferencia es no se, decente”.
Los siguientes fueron dos dueños de una empresa de Marketing Digital aparentemente, que lo primero que hicieron fue lo que más temía:

Explicar que era la Web 2.0.

Y después hicieron algo aun peor: Explicar que sería la Web 3.0. Por suerte dentro de todo la presentación fue bastante ágil y por lo menos parecía que habían dado una conferencia antes en su vida, presentaron alguno sitios interesantes, nada muy wow, pero bien.
El resto siguió en plan mediocre, con errores técnicos, problemas con las proyecciones y cuando llegó la 1era conferencista de Google, ya fue, ya que se dedico a explicar detalladamente que era AdSense. Bueno, era de las posibilidades de la conferencia, pero sobre todo lo demás ya fue suficiente. Seguía un video acerca de un “ejemplo de un emprendedor que tuvo éxito con AdSense”. El video nunca apareció. Apareció de nuevo el empresario recontratarado del comienzo diciendo “bueno, nosotros somos emprendedores y como buenos emprendedores, tomamos los errores de frente, así que les pedimos disculpas, tomamos un descanso y volvemos en breve”.

Salí corriendo sin pensar en volver. En el pasillo a la salida me dieron ‘gratis’ el paquete de popcorn más caro de mi vida.


“Señor, de todo de lo que hablan los chicos es del internet”


DC descubre los webcomics. El nuevo imprint de DC Comics se llama Zuda y es una suerte de comunidad virtual donde cada mes se propondrán 10 trabajos para que los miembros los voten y el más votado se convertirá en una serie “regular” dentro del sitio.
Buenas noticias o malas noticias?. Es sintomático de la respuesta que esta teniendo la iniciativa (y esta remarcado en esta entrevista con Paul Levitz, el presidente de la rama editorial de DC) lo lento y tarde que llega DC al mundo de los webcomics y lo extraño que es observar un proyecto que (por lo poco que se sabe) funciona en parte como un imprint tradicional y en parte como una comunidad alla web 2.0, mezclado con un componente de concurso de popularidad. Los impulsos geriátricos y fosilizados de DC luchan contra la innovación que implica de entrada un modelo como el de los webcomics.
Aquí hay una larga recopilación de opiniones sobre el proyecto, y como es de esperar las palabras en labios de todos son “propiedad intelectual” y “derechos de los autores”. Además de “contrato”, claro.
Warren Ellis lo resume bastante bien:

Si alguien puede ir a la oficina de Zuda y colgar dos carteles, uno diciendo “NO SEAN MALVADOS” y otro diciendo “NO SEAN ESTÚPIDOS”, entonces podría ser, como poco, un gran motor de prensa y para activar la audiencia online. Tienen que entender que incluso las entradas rechazadas estarán activas si la comunidad y los comics son lo suficientemente vibrantes

Después sigue hablando sobre las Suicide Girls, pero ya no importa. O, como lo pone Scott McCloud (y a Scott McCloud hay que prestarle atención cuando se trata de estas cosas):

Lo que le puede venir a la mente a ciertas personas, incluyéndome, es “venus atrapamoscas”. En este momento todo es especulación, no sabiendo cual es el trato exacto. Todo depende del trato que le ofrezcan a los creadores. Tengo mis dudas sobre cuanto control y/o “propiedad” sobre cada comic DC esperara a cambio de “publicarlos”.

.Update: como es de esperar, en la sección de la blogosfera destinada a los comics, todos tienen su opinión sobre Zuda Comics.
En general lo que se observa es una tendencia a pensar que esta iniciativa es una especie de truco por parte de DC para conseguir el laburo (y las creaciones) de un montón de jóvenes esperanzados en pegar el salto. No hay dudas de que esas sospechas están bien fundadas y que hay que mantener la guardia alta hasta que ciertas cosas se diluciden (contratos, contratos!) pero yo tiendo a verlo como un punto intermedio: no creo que sea tan limpio y agradable como poner tu propia pagina y subir tus comics, pero al mismo tiempo tampoco creo que los de DC estén entrando en esto con la idea de afanar alevosamente. En fin, el tiempo dirá.
Particularmente interesante es el punto de vista de Resplendent Beard, por el hecho de que trata uno de los problemas mas importantes del imprint: si las series van a aprobarse por votación a raíz de una por mes, con que va a lanzar?. Y una sola serie va a sostener el sitio durante todo un mes hasta que elijan la segunda?. Además: porque no utilizar los miles de proyectos basados en personajes ya de DC que andan dando vueltas, como esta maravillosa propuesta para una Wonder Woman manga?.
También vale la pena leer esta entrada de Tom Spurgeon, aunque sea para recordar que NUNCA se puede ser demasiado cauteloso cuando tratando con grandes corporaciones.