Modernistas 16: Matt Farley

unnamed

(entrevista publicada anteriormente en La Diaria el 11/2/2014)

Luego de escribir sobre él (¿Lo recuerdan? ¡El músico que hizo más de 14.000 canciones!) , se me ocurrió preguntarle a Matt unas preguntas por corre. En un tiempo record de CUARENTA MINUTOS me mando las respuestas muy detalladas, encantadoras y que confirman al tipo como lo que es: Un capo de capos. Con ustedes, Matt Farley.

Claramente dedicas muchas horas diarias a la música. ¿Cómo haces para organizarte? ¿Cual es tu rutina?
– Hago música tres días por semana. Los otros días generalmente hago lista de todos los tópicos de los que quiero cantar en los álbumes en que estoy trabajando. Después, cada  día  dedico un mínimo de 6 horas a grabar música. Usualmente son unas horas de mañana, otras horas de tarde, a veces incluso un par de horas a la noche.

– ¿Te interesaria grabar un disco mucho más elaborado y complejo, con colaboradores y una selección más especifica de canciones? Algo, digamos, que un sello quisiera y pudiera distribuir..
– Con mi banda – Moes Haven – hacíamos música con esas características. Planeamos hacer más música de ese tipo en el futuro, pero ahora prefiero seguir por mi cuenta. Y nada de mi música podría calificar como algo radio-friendly y pop: Es música casera e independiente, que tiene un sonido y un estilo que a mi me gusta.

En tu cuenta de Twitter parece que a todos los estás recomendando una playlist de 12 horas con tus canciones a cualquiera que menciona tu música. Comentas que TODA tu música es excelente  y fantástica. Sin embargo, en tu última entrevista en la NBC admitías que muchas de esas canciones son horribles. Me da la sensación de que estás poniendo un “personaje” para distintas situaciones. ¿Cual es tu verdadera opinión de tus canciones?
– En realidad, solo me estoy divirtiendo con todas las reacciones en Twitter. Entiendo que muchas de las canciones pueden ser consideradas malas para personas que les interesa la música más convencional. Así que cuando digo que mis canciones son terribles, es basándome en ese estándar, ¡Pero a mi esas canciones me encantan! Es que soy muy fan del concepto “es tan malo, que está bueno”.

¿Has borrado canciones que has grabado, y que no publicaste? Te pregunto en los casos no de que no te hayan gustado, sino quizás por otras razones.
– Con Moes Haven, grabamos 365 álbumes – cada uno de 30 minutos de duración – en el 2006. Ese año sólo sacamos 12 álbumes – cada mes recolectábamos las mejores canciones de cada uno de los discos y sacabamos un álbum con el nombre de cada mes. Por lo tanto,  hay mucha música de ese año que nunca vio la luz.
Pero desde que empecé con las canciones graciosas, publico todo lo que hago.

¿Has estado bloqueado seriamente al momento de componer? ¿Como lo resolvés?
– Hay muchos días que grabo mucho menos de lo que me gustaría. Y hay días en los que me distraigo con otras cosas y no grabo nada. Pero la mayoría del tiempo soy muy duro conmigo mismo y me fuerzo a trabajar. La vida es corta. El mundo necesita más canciones ridículas.

¿Qué onda con tu canción llamada “Daniel Johnston”? Parecería que hablás más sobre vos mismo que sobre él, y como seria, y oscura. ¿Tenés otras canciones donde te ha pasado algo similar, donde has terminado hablando sobre temas que no son precisamente el tópico de la canción original?
– Tengo una canción llamada “Andy Warhol, vos sos igual que yo”, en la que afirmo que tanto él como yo producimos basura en masa y engañamos a la gente a que la compre.
Con respecto a la canción de “Daniel Johnston”, ventilé un montón de frustraciones, 1) el concepto del “artista torturado”, que siempre me pareció bastante tono y 2) el hecho de que la música vende mejor por que hay una historia detrás de ella (y muchas veces, esas historias me parecen manufacturadas y exageradas).

Buscándo tu nombre en Google encontré un Podcast donde hablabas de Woody Allen. Es evidente que Allen es una influencia en tu película “Local Legends”. ¿Cuales son tus otras influencias y como se relaciona tu perfil de músico con tu perfil de cineasta?
– Me encantan las películas de Woody Allen. Y me gusta su ética de trabajo. El sigue haciendo películas. De la misma forma, yo sigo haciendo canciones. Yo haría más películas, pero son muy caras de hacer y no me son nada redituables.
Al igual que con la música,  me encanta el estilo casero en el cine. Es genial ver películas originales y/o inusuales creadas por personas con trabajos “normales” y que no son parte del show business. Con mis otras películas como “Freaky Farley” y “Don’t Let The Riverbeast Get You!” intentamos emular el estilo de las películas de bajo presupuesto de horror de los 70s y 80s.

Hablando sobre tu película “Local Legends”, ¿Qué partes de la misma son reales y cuales son ficción? Sabemos de antemano que todo lo referente a la música es real, y que no conversás con una versión de traje y corbata de vos mismo sobre marketing. Pero, ¿y el resto? ¿Realmente estás regalando discos por la calle todo el tiempo?
– Lo que pasa en la película es casi todo verdad. Todo lo referente a mi música y mis películas es verdadero. Realmente voy dejando mis CDs y DVDs en bancos de plazas, esquinas y disquerías. Las interacciones son todas basadas en hechos reales, aunque fueron alteradas y condensadas para que sea todo más entretenido.
Y obviamente no tengo conversaciones con la versión negociante de mi mismo, ¡pero esas escenas reflejan sinceramente mis indecisiones y conflictos internos!

En las últimas semanas has tenido un montón de prensa. ¿Como te sentís al respecto? ¿Te gustaría ser REALMENTE famoso y dar grands shows, o es una situación que te pondría incómodo?
– La prensa ha sido algo muy divertido. Está buenísimo escuchar un montón de reacciones, ¡incluso las negativas! A mi simplemente me gusta que la gente escuche mis canciones y vea mis películas. Si la prensa ayuda a que eso ocurra, entonces estoy contento. Me encantaría poder ganar más plata con todo lo que estoy haciendo, y entonces podría hacer más películas y muchos más proyectos para los que ahora no tengo ni tiempo ni dinero.
No puedo imaginarme tener a más de un pequeño grupo de personas interesada en verme tocar. Así que un show grande lo veo como algo muy dudoso. Si tuviera toda la plata que quisiera, abriría un pequeño local para tocar ahí todas las noches, ¡sin importarme si la gente va a verme o no!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.